Las elecciones y el gallego

12/03/2009

Yo creo que lo de los idiomas es lo más importante, el gallego hay que defenderlo, promocionarlo, mimarlo, pero sin imponerlo: ese es el fallo, no hay que ir contra el castellano que es nuestro idioma más universal  y es una herramienta importantísima, pues son muchos millones los que lo hablan.

Lo que pienso yo, tienen que hacer, es potenciar la lectura del gallego con concursos literarios bien dotados,  hacer posible que existan periódicos en gallego, igual que hay una tele en gallego, que creo ayuda muchísimo, pues nos acostumbra a oír el gallego, a mí me sucede, que me pongo a verla y ni me entero de si está en gallego o en castellano, eso es lo bueno, acostumbrarnos a convivir con los dos idiomas sin molestar a nadie.

Cuando se imponen las cosas, por el mero hecho de imponerlas ya caen mal, decir que unas clases tienen que darse en gallego a la fuerza es una  idiotez, y un desconocimiento de la realidad, pues no todos los profesores de matemáticas, por ejemplo, hablan con fluidez el gallego, por lo cual se explicarán peor y complicarán la asignatura.

El profesor y la clase que quieran mayoritariamente hablar en gallego que lo hagan, sea la asignatura que sea, si ningún alumno sale perjudicado, pues lo importante de la clase aprender la materia curricular, y poder explicarla lo mejor posible.

¿Que hay que dar más horas de gallego?  Puede que sí, o tal vez, que los medios para enseñarlo sean mejores, pero sin mezclar las materias a la fuerza, en detrimento del rendimiento escolar.

¿Cómo se le puede decir a un comerciante que tiene que vender en gallego? El comerciante venderá lo mejor que sepa, y por la cuenta que le tiene hablara en gallego con el cliente que se lo hable, y en castellano con el que hable en castellano, y si sabe inglés, venderá en inglés.  Sin imposiciones, con sentidiño.

Volver al Listado de Noticias